Llegamos hasta el Parque Mahuida con Romina y Daniel para sacar sus fotos de sesión preboda. Desde el primer instante fueron la pareja más aperrada, con la sonrisa a flor de piel y todas las ganas de hacer de estas, unas fotos románticas, pero a su manera. Partimos en un corral para caballos donde el barro y la lluvia no fueron impedimento para jugar. Y terminamos esta sesión invernal en un entorno natural lleno de colores y una increíble vista a Santiago.  ¡Esperamos que la disfruten!